NO A LA PRIVATIZACIÓN DE SERVICIOS PÚBLICOS

 

La posición del Grupo Municipal Socialista del Ayuntamiento de Mieres es clara, decimos NO A LA PRIVATIZACIÓN DE SERVICIOS PÚBLICOS porque la privatización significa la pérdida de unos empleos de calidad, estables y dignos como son los empleos públicos que, además, ayudan a fijar población. A cambio los servicios se entregan a la empresa privada con unos contratos que, en su mayoría, no son fijos, ni estables ni de calidad (salarios más bajos, más horas, menos cotización…). Además, en su mayoría, son empresas que vienen de otros municipios, realizan la labor encargada con trabajadores de fuera del concejo, y se van. Destacar que a estas empresas se les paga con dinero público que en su mayor parte no repercute en nuestro municipio. 

IU tiene poca memoria, pero la hemeroteca está ahí para recordarles sus palabras: 

“…hemos municipalizado los distintos servicios de jardinería, poda y desbroce. El próximo será implantar el nuevo modelo de recogida de basuras que permitirá un importante ahorro a las arcas municipales y, al mismo tiempo, ofrecer un servicio de calidad a la ciudadanía…”, declaraciones realizadas por Mirian García, ex concejala de Obras en el año 2013. 

"Les confirmó que perderán sus trabajos, ya que la intención del Gobierno local es la de prescindir de la empresa que gestiona la piscina municipal, asumiendo el Patronato de Deportes el control de la instalación. En cuanto al telecentro, no volverá a abrir…”, afirmaciones hechas por Manuel Ángel Álvarez, vicealcalde de Mieres en 2013. 

Un equilibrio que también se busca con la municipalización de servicios. «Hay casos en los que estamos pagando, por una parte, a nuestros trabajadores y por otra a empresas externas, y eso se acabó»”, palabras de Anibal Vázquez, alcalde de Mieres en 2013. 

 “…que con la gestión remunicipalizada por la que apostó el Gobierno local, los ingresos permiten pagar el 76 por ciento de los gastos que genera", declaraciones de Manuel Ángel Álvarez, vicealcalde de Mieres realizadas en el año 2017. 

Estas son solo algunas de las manifestaciones realizadas por IU en Mieres. Nos acusaban de querer privatizar servicios cuando desde el PSOE les presentamos un estudio sobre el modelo de gestión de la basura que abogaba por la fórmula de cubos y podría mantener el servicio y los empleos de COGERSA, un consorcio público donde participan los ayuntamientos. Nos acusaban de defender las privatizaciones cuando decíamos que el servicio de la piscina municipal debía mantenerse como estaba, pues en el Ayuntamiento no existía personal para impartir cursos de natación, monitores de deportes, salvamento, etc...  lo que obliga a contratarlo fuera, entonces y ahora. Nos acusaban porque afirmábamos que su medida de trasladar personal de otros servicios para la piscina contribuía a dejar estos aún más escasos y no suponía ahorro económico. 

IU ha actuado desde el oscurantismo a pesar de sus continuas referencias a las paredes de cristal. El diálogo con la plantilla no ha existido, al contrario, encabezaron una campaña contra la misma, rechazando cualquier proposición e imponiendo sus medidas, lo que llevó a que el Tribunal Supremo condenara al Ayuntamiento por esa falta de negociación. A día de hoy seguimos sin convenio colectivo, solo se aplica aquello que obliga la sentencia. Y eso lo hacen quienes precisamente presumen de su vida sindical y de la defensa de los trabajadores, pero solo con los de fuera porque esa misma defensa no la aplican a la plantilla municipal, ni a los trabajadores de empresas que contratan.

IU no ha realizado ninguna gestión que mejore la situación de los servicios municipales. No se trata solo de que se escuden en que la tasa de reposición (una jubilación, una contratación) sea restrictiva, tampoco que no se trabaje para utilizar las excepciones que permite la ley.  Es que además las Ofertas Públicas de Empleo permitidas siguen sin completarse y se acaban los plazos. Pagaron con dinero público un estudio para la reorganización municipal, donde hablaban de aquellos “súper- funcionarios” que venían a poner orden. Hoy esas figuras de negro desaparecen sin haber existido jamás. Ahora pagarán otra vez una RPT (Relación de Puestos de Trabajo) pero incluso antes de conocer el resultado de la misma ya amortizan puestos porque sin haber realizado un estudio en profundidad de lo que realmente necesita este ayuntamiento ya han eliminado empleo. 

No solo es que el tiempo nos haya dado la razón, es que IU, como hemos denunciado muchas veces, sigue actuando desde la prepotencia de su mayoría absoluta. Llevan años desarrollando una política liberal, sacando a concurso obras y servicios, siempre al menor precio y sin mayor control de las condiciones laborales, a pesar de existir unas cláusulas sociales recogidas en la ley. IU que defiende la negociación colectiva, la importancia de la participación sindical, las mejoras de las condiciones laborales, se olvida de todos sus principios cuando llega al gobierno en Mieres. No existe convenio municipal en vigor, ni se espera que lo negocien.

Su gestión se basó, primero en una subida de impuestos y tasas, continuó con el deterioro de los servicios y el empleo público, y ahora culmina con la privatización, una gestión liberal desmantelando servicios y empleo público para ahora entregarlo a quien lo haga en peores condiciones y calidades, como demuestra que hayan otorgado contratos incluso con informes técnicos desfavorables que alertaban sobre ofertas anormalmente bajas, o que una empresa prestadora de servicios se jactara de lo que no gastaba, mientras se denunciaban incumplimientos del contrato que se ignoraron por el equipo de gobierno.

La privatización no es un plan de choque. Un plan de choque es lo que el PSOE explica en su programa: ante la situación a la que nos ha llevado la nefasta gestión de IU, el deterioro de nuestros pueblos, de nuestras calles son necesarias actuaciones extraordinarias. Actuaciones que extendemos a todo el concejo, según las necesidades, pero acciones concretas para poner orden en el desastre que han generado.  Seguro que la ciudadanía puede imaginar varias, como, por ejemplo, actuaciones de limpieza para eliminar vegetación de las alcantarillas, el verdín, los chicles, la suciedad en general de nuestras calles, actuaciones extraordinarias en la mejora de accesos en nuestros pueblos, en los baches de una carretera antes de llegar a tener que cambiar todo el firme…  Pero acciones de este tipo, como se realizaron en el pasado cuando gobernaba el PSOE, deben ser aliadas del servicio público, no sustituirlo.

Es necesario recuperar empleos, mejorar los servicios, y realizarlo de forma sostenible, para ello es fundamental: dialogar, analizar propuestas, planificar acciones y realizarlas. Pero el gobierno municipal de IU está dando la espalda a los principios que decía defender, diálogo, transparencia, derechos laborales… 

Alberto Garzón, coordinador general de IU, afirmó durante la campaña del año 2019 que “Privatizar siempre es corrupción”. Nosotros no vamos a seguir ese camino. Los socialistas de Mieres ni acusamos ni insinuamos, hablamos siempre de realidades y de hechos, de falta de gestión, de falta de programa. Claro que para la privatización no es necesario ni programa, ni diálogo social, ni condiciones laborales… así se va entendiendo lo que significa la garantía del compromiso de IU con Mieres.

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto
Agrupación Socialista de Mieres  © Casa de Pueblo Manuel Llaneza, Plaza del Mercado s/n 33600 Mieres del Camín  ASTURIAS  Tlf. 985466273 ©